PTR

Declaración ante el incendio en Valparaíso

Declaración ante el incendio en Valparaíso

Incendio en Valparaíso

Fuera los milicos de las calles

Ayuda obrera, estudiantil y popular

incendio valp

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Es el peor incendio en la historia de Valparaíso. Hasta este momento, hay 7 cerros (La Cruz, El Vergel, Monja y Mariposas, Las Cañas, San Roque, Ramaditas) afectados, 16 muertos, más de 10.000 evacuados y más 1.000 viviendas dañadas o completamente destruidas.

“Lo perdí todo”, declaran muchos pobladores y vecinos. “El infierno pasó por Valparaíso”, agregan otros más. Esa es la magnitud del impacto sobre el pueblo trabajador. Como siempre, el más castigado con los desastres naturales. Porque en sus barrios la precariedad de la vida domina, donde, por ejemplo, muchos de los grifos no tienen agua.

Los gobiernos, sean de la derecha o de la Concertación, no solo condenan al pueblo trabajador al abandono y a la precariedad, haciéndolos más vulnerables a estos desastres naturales. Responden una vez más con la militarización de las ciudades.

Por un lado recorren las calles cientos de estudiantes, trabajadores, vecinos, movilizándose para llevar su ayuda y solidaridad, con centros de acopio, o acercándose a los lugares del desastre.

Por otro lado, el Gobierno saca a los militares a la calle. Sin pérdida de tiempo, Bachelet declaró el “estado de excepción por catástrofe”. Y vemos unidades de milicos con armas largas en distintas esquinas, custodiando la propiedad privada de los patrones, carros con soldados recorriendo la ciudad. Medidas represivas a la mano que el estado de excepción les permite, entre otras: el mando de las Fuerzas Armadas y de Orden y Seguridad Pública asumen el control de la ciudad: la entrada y salida de la zona y el tránsito en ella; el establecimiento de condiciones para la celebración de reuniones en lugares de uso público; las decisiones para el mantenimiento del orden en la zona.

¡Los milicos pueden determinar las “condiciones para la celebración de reuniones”! Cuando cientos de estudiantes, pobladores y trabajadores justamente se reúnen para asegurar el acopio y las acciones de solidaridad, se establece la posibilidad de condicionarlas y se intimida con la presencia de milicos armados por las calles.

A la vez, el alcalde declara que la ayuda solo podrá canalizarse con las instituciones que determina.

Las mismas autoridades que condenan a la precariedad de la vida al pueblo trabajador. Los mismos milicos y policías que reprimen al pueblo trabajador en sus barrios.

Hay que exigir que se saque a los milicos de las calles.

Hay que poner en pie la Ayuda obrera, estudiantil y popular, coordinando los sindicatos, Federaciones estudiantiles y Juntas de Vecinos. Solo el pueblo trabajador puede ayudar al pueblo trabajador.

Partido de Trabajadores Revolucionarios- PTR

About author

ptr

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

t10 arch

t111

diciembre 2017
L M X J V S D
« feb    
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031

t12

diciembre 2017
L M X J V S D
« feb    
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031

t13 cqt

t15

quince no rima con linc o si, aveces gracias ni hay de queso no mas d epapa